jueves, 31 de mayo de 2012


“CRÍTICA SOBRE EL DOCUMENTAL: “CUESTIÓN DE PELOTAS”



El documental “Cuestión de Pelotas” acerca al espectador un tema que no es de actualidad ni muy conocido, pero que es una realidad que afecta a miles de mujeres en España. A su realizadora, Arantxa Echevarría, le propusieron el proyecto sobre este tema del que investigo a fondo. Y lo que se encontró además de escandalizarla, la atrapo de tal modo que indagó profundamente sobre esta cuestión. Es destacable el gran esfuerzo de investigación, trabajo y material que realizó y consiguió el equipo para poder mostrar la situación del fútbol femenino. Los contenidos que se ofrecen son sobretodo los testimonios de jugadoras reales, que cuentan su experiencia e impotencia al no poder ser profesionales del fútbol.



Cabe preguntarse ahora, ¿Por qué las mujeres no pueden ser profesionales? El visionado de toda la pieza revela que la respuesta es simple aunque vergonzosa: machismo. Los responsables de la competición femenina en la Real Federación de Fútbol se niegan a aceptar y creer que una jugadora pueda llegar a ser profesional, alegando que para ellas solo debe ser un entretenimiento o forma lúdica de ocupar su tiempo libre, como afirma José Vicente Temprano.


Pero lo más bochornoso es comprobar la actitud del seleccionador, Ignacio Quereda, quién en un intento por quedar bien se justifico alegando que él presento el proyecto de la “Superliga” como solución al problema planteado. También añade que la dicotomía del problema esta en la falta de recursos de los clubes y que por ello, les seria muy difícil conseguir las fichas P para sus jugadoras.


Precisamente lo que se pide desde los clubes y las propias jugadoras es que se las escuche, reconozca y valore por desempeñar un trabajo al que tienen el mismo de derecho que un hombre. Es conmovedor el relato personal de algunas de las jugadoras que el documental ofrece, chicas preparadas intelectual y deportivamente. Se percibe muy bien las sensaciones de las chicas y sus familias: dolor, rabia, frustración, soledad, impotencia, son algunas de esas sensaciones y el espectador no queda indiferente en el visionado.



Además del esfuerzo de las jugadoras también se ve la implicación de los clubes al intentar mantener a flote a los equipos y se ve reforzado con los testimonios de María José López, abogada, especialista en derecho deportivo y miembro del comité jurídico del Comité Olímpico, que  descubrió esto al asumir la presidencia del Club Femenino Cáceres; y también el entrenador de dicho equipo donde exponen los problemas con los que se encontraron al querer fichar a una jugadora nueva y lo difícil que es para los clubes mantenerse dentro de la legalidad, buscando resquicios.


Por mucho que les pese a los responsables de la Federación, España cuenta con unos equipos de chicas capacitadas, con talento y derecho para cumplir su sueño, pero que son ninguneadas por la propia federación y hasta por la sociedad. Parece ser que si algo no vende no se le presta atención y este es el punto de inflexión determinante del fútbol femenino, el problema real es de carácter económico. Esto no sucede en otros países como  Alemania o EE.UU. donde las chicas son jugadoras profesionales y cuentan con un gran apoyo económico de muchos patrocinadores. Para corroborar esto la ex jugadora Milene Domíngues, hace unas declaraciones apoyando el fútbol y animando a empresas de productos o servicios femeninos que patrocinen este deporte que sí tiene público y muchos seguidores. 



Se puede decir que este documental es una muestra clara de una lacra que existe en España desde hace mucho tiempo y que, aunque en algunos sectores ha desaparecido, el fútbol sigue siendo un mundo de hombres. A pesar de que muestra como problema principal el machismo, el fondo es un claro problema económico y que no se apuesta por las jugadoras desde ninguna institución.
Y esto sucede en España, ese país democratizado en algunas cosas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario